BIENVENIDA - WELCOME

Hola, bienvenid@ a mi blog. Aquí encontrarás algunos datos sobre mi trayectoria, mis libros, algunos poemas, crónicas, relatos, reseñas, entrevistas, fotografías, vídeos y también enlaces a mis páginas favoritas. Disfruta del recorrido y gracias por acompañarme.

Hello, welcome to my blog. Here you'll find some details about my books, some poems, short articles, short stories, reviews, interviews, photographs, videos and also links to my favourite pages. Enjoy the ride and thanks for sharing this space with me. (Please note that in the different pages I have stuff in Spanish and English. You can also check out the "Entries in English").

Silvia Cuevas-Morales

martes, 11 de septiembre de 2012

11 DE SEPTIEMBRE DE 1973 - YO VI



11 de septiembre de 1973

Yo vi
Buitres lanzando bombas sobre la Moneda
mancillando la ilusión del pueblo
ensangrentando las alamedas

Yo vi
Títeres disfrazados de falsas primaveras
apostados en los tejados
disparando sobre el pueblo que corría por las aceras

Yo vi
A mi padre pedaleando en una bicicleta rota
camino a casa con el corazón destrozado
como el de sus compañeros en la derrota

Yo vi
A mi madre en lágrimas cosiendo a escondidas
para seguir manteniéndonos
con algunas de sus clientas
exiliadas
desaparecidas

Yo escuché
Las ráfagas de madrugada
las botas del enemigo que cada puerta acechaban
mientras las casas de los traidores 
                                              emergían abanderadas

Yo vi
Mi hogar desaparecer en cuatro maletas desvencijadas
mis amigas   
           mis libros    
                      mi infancia
todo se esfumaba mientras mi país se desangraba

Yo vi
Aquella enorme nave que surcaría los cielos
los ojos llorosos   
                   los pañuelos
y jamás volví a pisar lo que fue mi pueblo

Yo vi
Y aunque quedara ciega  
nadie borrará jamás
el horror que ese día
hizo su nido en mi pecho


Aquí dejo un vídeo que hice el año pasado en estas fechas y que titulé "El otro 11 de septiembre"...

10 comentarios:

  1. Gracias niña preciosa. Sé que el dolor anidó por siempre en tu pecho pero tus ojos, tu mente y tu corazón no se cerraron. No pudieron contigo y aquí estás, hermosa, sabia y tan querible. Sigue caminando tesoro, tus pasos y tus palabras maravillosas nos ayudan a ser mejores. Te quiero mucho mi amiga querida y estoy tan orgullosa de contarme entre las personas que quieres. Un beso grande, sin lágrimas, con tristeza pero con fuerza y amor.

    ResponderEliminar
  2. Silvia kerida!!
    tus palabras son emocionantes.

    ese golpe, q sigue latiendo, nos duele a tantxs más allá de las fronteras q otras personas inventaron.

    11 abrazos y 73 besos que renuevan energías

    ResponderEliminar
  3. Es un poema escrito desde el corazón y vuela directo al mío.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Silvia. Hoy sin odios, porque nunca los tuvimos, pero con memoria, siempre surge la figura del compañero Salvador. Él sigue y seguirá vivo por su consecuencia, por su hombría, por su compromiso

    A SALVADOR ALLENDE G.

    Hay un fresco valle que lleva al mar
    y una cordillera que al cielo va
    entre cerros de pino. balcones y sal
    tu cuna fue Valparaíso.

    Entre duros cerros eterno el mar
    soñando justicia libre en libertad
    marinero eterno valiente y leal
    tu palabra juega hoy con el viento.

    Centinela hermoso tu revolución
    se incrustó en los Andes de la Nación
    y tu araucana sangre floreció
    manantiales de dulce esperanza...

    ResponderEliminar
  5. La belleza del poema no oculta aquel trágico día, ni la emoción del momento en que lo escribiste, ni el recuerdo que quedará grabado en tu mente toda la vida. Entonces me solidaricé con los chilenos que habían luchado por la libertad y la democracia: mi solidaridad permanece viva. Un abrazo, querida Silvia.

    ResponderEliminar
  6. Silvia, no hay consuelo para tanta barbarie, tantas vidas, infancias, la tuya y las ilusiones robadas, la infamia y la insaciabilidad del capitalismo fascista no tiene limites.El paso de los años, tu fuerza y coraje te mantienen fuerte y solidaria, el dolor lo tendrás siempre en tu alma, nunca se pueden olvidar tantas vivencias tan espantosas. No se si la solidaridad consuela, la mía fue, es y sera eterna, besos.

    ResponderEliminar
  7. hermoso! un canto de lucha para la eternidad.

    ResponderEliminar
  8. Muy bueno, Silvia. Aunque son desesperantes esos recuerdos, contados con una lucidez ingegua, casi de niña, relatas bien lo que acontecía y cómo afectaria de por vida a las víctimas mas directas. Muy buneno poder resumir en unos versos e dilema de una existenccia.
    Un abrazo, Marta

    ResponderEliminar
  9. Maravilloso testimonio de aquella masacre injusta e inhumana. Gracias por compartir con nosotros tus recuerdos de infancia, por el valor de la autenticidad, por el de tus palabras, por el aliento que nos da para seguir la marcha. Un abrazo, Silvia, luchadora sin tregua.

    ResponderEliminar
  10. Me has dejado el corazón en un puño.
    ¿Hasta cuando tanta barbarie?

    Un abrazo

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario!